Translate

lunes, 29 de agosto de 2016

Antiguas almenas barrocas decoradas con color rojo ocre (preliminares)



Existen en San Fernando un pequeño conjunto de antiguos caserones que poseen unas almenas muy peculiares. Probablemente sean las más antiguas de la ciudad, y en ellas se podrían señalar tres características principales. A saber, i) la robustez en su construcción, ii) un elaborado diseño barroco y iii) una vistosa decoración a base de grecas, cenefas y listones en una tonalidad del color rojo ocre. Estos dibujos han llegado hasta nosotros gracias a que algunas fachadas han sido cuidadosamente restauradas, incluyendo el repintado de las figuras originales que, en la mayoría de los casos y dada su antigüedad, estaban a punto de desaparecer. Dada la incultura de la mayoría de los políticos encargados de proteger nuestro patrimonio a través de los tiempos, es más que probable que ejemplares de este tipo de almenas hayan sido destruidos cuando los edificios que las albergaban fueron demolidos para construir en su lugar bloques de pisos con fisonomías parecidas a otros, que lo mismo podrían hallarse en Helsinki, Oklahoma City o Tananarivo, por poner tres ejemplos de ciudades distantes que nada tienen que ver con nosotros. 
En esta entrada nos proponemos únicamente mostrar algunas de estas preciosas almenas que han sobrevividos al paso del tiempo, dejando para más adelante una descripción detallada tanto de ellas mismas como de las fachadas de los peculiares caserones donde están ubicadas. Decir únicamente, que a pesar de los intrincado de su diseño, los pilares de casi todas las almenas expuestas –todas son “almenas desplegadas”, según la clasificación que ideamos y publicamos en su momento- siguen el esquema que denominamos G02REC (ver la última fotografía). Es decir, pilares de sección cuadrangular con una estrecha cornisa en su parte media alta y otra más ancha, con varias molduras, en el extremo superior. Hay que señalar que la peculiar almena mostrada en la primera de las fotografías tiene forma de medallón, careciendo del armazón que, a modo de “columna vertebral”, constituye el pilar de la almena; es quizás la única de estas características existente en San Fernando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada